La Limpieza pública no se detiene...

La Limpieza pública no se detiene. Nuestros obreros, aún bajo la lluvia, continúan con su labor y mantener una ciudad limpia, saludable y atractiva.

Imprimir